QUERIDA CONCHA

Tras recuperarse de una enfermedad que la ha hecho pasar por momentos muy delicados y con nada más y nada menos que a trece quilos menos, Concha Velasco está de vuelta y esta semana ha visitado algunos programas de Atresmedia con su vitalidad y fuerza de siempre.

Concha Velasco visitó a Andreu Buenafuente en EN EL AIRE anoche 
Ya lo decía uno de los programas que ha presentado a lo largo de su carrera. Concha está absolutamente ENCANTADA DE LA VIDA pero sobre todo de conocerse. Lo dicen en cuanto tiene la menor oportunidad sus continuos halagos a su carrera como actriz que es intachable. Concha responde a todo un clásico en el mundo en el que se mueve: es una auténtica diva con 75 años a punto de cumplir, coqueta y siempre sugerente. No lo digo yo, lo dice la imagen que proyecta públicamente. Y de hecho hay una especie de leyenda que cuenta que abandonó la serie COMPAÑEROS de Antea 3, porque no era la protagonista absoluta. Ha hecho televisión, teatro y cine. Y pese a que su falta de modestia pueda resultar chocante, Concha forma parte de esos rostros a los que tanto la cámara como el gran público quiere por encima de todo. Porque a pesar de esos comportamientos, a Concha se la ve buena persona, buena amiga y mejor compañera. Yo diría que la espinita de no haber sido en su vida personal tan feliz como encima de un escenario, le lleva probablemente a hacer ese tipo de comentarios acerca de su carrera. 

Concha pasó también por EL HORMIGUERO donde cantó y bailó todo lo que quiso
Concha fue una de nuestras primeras show-woman. Todavía recuerdo su fantásticos VIVA EL ESPECTÁCULO y sus extraordinarias nocheviejas en TVE obsequiando no solo con su simpatía sino con números musicales antológicos. Nos ha regalado papeles tan impresionantes como los de Teresa de Jesus o más recientemente Doña Angela en GRAN HOTEL. 
Por eso, por el cariño que le tenemos, nos dio mucha pena escuchar en EL HORMIGUERO que piensa que le queda muy poco tiempo de vida. Declaración ante la que el propio Pablo Motos quedó alucinado. Concha es nuestra Concha. La misma que con 75 años sigue siendo "la chica ye ye", la que cada vez que la ves se te contagia su vitalidad y buen rollo pero sobre todo es una de esas profesionales de las que uno se siente orgulloso que sean españolas. 
Por cierto, que su enfermedad fue la causante de que no fichara por VIVE CANTANDO (parecía que se olía su cancelación). Pero sería estupendo volverla a ver en televisión, y la serie VELVET le iría como anillo al dedo. Solo digo eso...

Comentarios