El talento de laSexta gana al talante en Cuatro

Duelo de titanes en la noche de ayer. Por una parte, Cuatro estrenaba el nuevo programa de Risto Mejide y lo hacía en coincidencia con el explosivo documental que emitía Jordi Evole en laSexta a través de su SALVADOS. La guerra de audiencias terminó con la victoria de Jordi Evole que se convirtió en TT anoche y que durante el dia de hoy ha sido probablemente el tema de conversación de muchos españoles.

El programa tuvo una excelente idea que ha traído tantas críticas a favor como en contra
Imaginense frente al televisor en una fecha tan señalada como la de anoche: 23 de Febrero. Pone laSexta y se dispone a ver un documental que durante la semana han estado promocionando espectacularmente. Se sienta y de repente ve que no es un documental más de lo que pasó el día del Golpe de Estado en España. No, la boca la vamos abriendo cada vez más por la cantidad de cosas que nos está contando. Es absolutamente sorprendente ver como nos muestran a través de entrevistas, y un excelente montaje que lo de aquel 23F fue puro teatro. Uno coge el móvil dispuesto a poner verde a media clase política española por habernos engañado de tal manera pero no puede dejar de abrir la boca. El Rey estaba de acuerdo, todo estaba preparado y hasta era Garci quien dirigió aquella pantomima. No hubo golpe de Estado. El terror que muchos españoles sintieron aquella tarde fue una estrategia para sus planes de Estado. Ni televisión, ni radio ni medios. Nadie estuvo de nuestra parte, nosotros fuimos las únicas víctimas. Cuando uno se caliente sobremanera, es cuando entra en Twitter y pone de vuelta y media a todos los cómplices que tanto miedo nos hicieron pasar aquella tarde de 1981. 
Pero cuando nuestra mandíbula está a punto de desencajarse es cuando nos cuentan que lo verdaderamente mentira es el reportaje que hemos visto. Que OPERACION PALACE, es el primer documental falso que ese emite en nuestro país. Y que deberíamos pensar más por nosotros mismos que por lo que nos diga un programa de televisión. Por muy culto y muy documentado que sea. Ha sido un experimento sociológico, como lo fue en su momento GH (o eso nos dijeron...).
El talento de quienes hayan ideado esto con Jordi Evole a la cabeza, es para quitarse el sombrero. Es algo nuevo en televisión. Por fin! Por fin algo que no es ni tertulia política, ni series de época, ni talent show con niños cantando o famosos imitando a otros famosos ha triunfado. Ha sido algo nuevo lo que vimos ayer, como caduco se quedó en el momento en que el equipo del programa desveló "la verdad".

OPERACION PALACE es una especie de protesta a la negación por parte de quien sea de seguir investigando que es lo que pasó aquel 23 de Febrero de 1981. Es un guiño a los espectadores para advertirles que deben pensar por si mismo sin que nadie, por muy bien que se lo cuente, les convenza de nada. Y lo hicieron pese a saber el arma de doble filo que significa eso: de hecho el propio equipo del programa confesó que si la audiencia decide enfadarse, lo entenderían perfectamente. Solo espero - y esto lo apostillo yo - que esa misma gente que se indigna, no sea la misma que se cree a pies juntillas el polígrafo o los enfrentamientos de determinados programas.
Pero también hubo muchos espectadores que se lo tomaron como lo que es: la advertencia de que nosotros somos los que tenemos la última palabra. Al menos, más de cinco millones de espectadores ya lo saben. Chapó!  

VIAJANDO CON CHESTER - Cuatro (Domingos 21.30 h)
Por su parte, la audiencia también acompañó el debut de Risto pero en menor medida. A través de Cuarto, el talante de ZP se dejó caer por allí con una interesante entrevista. Aprovechándose del personaje que se ha creado, Risto le cantó las cuarenta a ZP: le echó en cara que traicionara al país no reconociendo la crisis y le dijo que él fue presidente gracias a la tragedia del 11M. Como buen político, ZP tuvo salida para cada una de sus polémicas y envenenadas preguntas.

Comentarios