NOSTALGICOS: EL RELOJ CALCULADORA

Te miraban hasta raro si no tenías uno de ellos. La verdad es que el reloj con calculadora causó auténtico furor entre los más jóvenes. Yo mismo tuve uno que hasta mimé y amé. Aunque lo más difícil era darle a los botoncitos para realizar una operación. Curioso, ahora con los lápices punteros del móvil lo tendríamos mucho más fácil. Pero que chulo era, saber que tu  reloj no solo era un reloj sino además una calculadora que podía sacarte de un apuro, aunque tardaras tres horas en terminar la operación dándole a los botones. Que nostalgia!!

Comentarios