HOY QUIERO CONFESAR


Ay, me siento hasta culpable. Creo que en el primer confesionario que vea, me confesaré. No sé, si tanta gente ha hecho lo mismo es que tendrán la razón. Pero "yo soy asín" con esta personalidad que hace que no vea la realidad y lo importante en la vida. Estoy preocupado por la crisis, por este paro que está destrozando la vida de media España y por la triste realidad de que me parece una "utopía" tener una casa propia. Pero lo realmente importante y España entera está de acuerdo ¡¡fue el partido de anoche!!. Los 10.012.000 de españoles que siguieron el partido de anoche han conseguido acomplejarme porque yo no formé parte de esa inmensa mayoría. No ví el partido y es más, ya que estoy en pleno proceso de sinceridad, me siento hasta feliz por no hacerlo. Cuando todo el mundo repetía "Soy Edu, feliz Navidad", yo estaba ahí. Cuando La Bombi hizo famoso aquel "Y eso duele", también estaba ahí. Incluso cuando aquella horrible canción que decía: "Opá voy a hacer un corrá" se cargaba el panorama musical, también estaba ahí. Lo reconozco, pero anoche no. Anoche, no me dejé llevar por la "euforia colectiva" que dominaba a España entera. Anoche cogí y como si fuera un día normal, comprobé como el desgaste de "ESCENAS DE MATRIMONIO" es ya algo patente que se daría cuenta hasta el mismísimo ZP. Incluso, una cosa todavía peor, ¡¡zapeé por las teles locales!!! Y finalmente, me enganché una semana más a OPERACION TRIUNFO. Pero valió la pena verlo porque con la crisis que acecha el país, al programa guardó un minuto de silencio por la marcha de Antonio Vega. Eso sí, tras el tirón de orejas de Risto. El plató de OT quedó enmudecido, no un minuto que es mucho en televisión pero sí unos segundos. Buen detalle. Y con todo lo que está pasando: la crisis, el partido de anoche que cambiaría la vida a muchísima gente y hasta la muerte de uno de los iconos de la música de los 80, a ZAPATERO no se le ocurre otra cosa que regalar ordenadores. Pero hay algo peor aún, a la Oposición ni siquiera eso. Vaya panorama!

Comentarios